Protege a tu perro de la leishmania

Leishmania, una de las palabras más temidas por los amigos de los perros. ¿Evitable? Sí, pero hay que tomar precauciones y no relajarlas nunca.

seresto y Scalibor
Protección para la leismania

Todos los que tenemos perrete conocemos esta enfermedad, o de oídas o porque la hemos visto en nuestros mascotas. Es por ello que la mayoría de nosotros tenemos claro que hay que protegerles del mosquito que la transmite. La leishmania es una enfermedad que genera un parásito (la leishmania) que transmite un tipo de mosquito. Esta enfermedad se puede tratar si es detectada a tiempo, pero, en caso contrario, llega a ser mortal. El perrete infectado no puede transmitir la enfermedad a otros animales ni a las personas.

Hay lugares con mayor tasa de leishmania, debido al clima y a que las condiciones son más afines a la supervivencia del mosquito que lo transmite.

Antes se trataba de un parásito que aparecía con la primavera, pero, cada vez más, con los cambios en el clima, se registran casos a lo largo de todo el año.

Está claro que la época alta para el parásito es la primavera y el verano, por lo que es entonces cuando de manera innegociable debemos proteger a nuestros perros. Sin embargo, si vivimos en zonas de mayor riesgo o si nuestros perros salen al campo de forma habitual o pasan tiempo fuera de casa, mi consejo es protegerles todo el año.

¿Cómo evito la leishmania?

El método más sencillo es un collar antiparasitario. Ojo, que no todos protegen del mosquito. Por lo tanto, es importante leer bien el prospecto para confirmar que estamos blindando a nuestro perro de lo que queremos. El collar más conocido es el Scalibor. En mi caso, es el que uso desde hace años… y tengo cuatro perros, vivo en zona de riesgo y salen constantemente. Hay perros a los que este collar les da reacción, por lo que hay opciones para este problema, sería el caso del Seresto.

También se puede usar una combinación de collar (de otros tipos, ya que los anteriormente presentados no necesitan apoyo), pipeta y otros productos. Es más complicado, pero puede ser efectivo si somos constantes.

La tercera opción es la vacuna. Aquí hay diferentes opiniones. Algunos veterinarios la recomiendan y otros prefieren esperar a que se pruebe más antes de ponérsela a sus «clientes».  Bajo mi opinión, aún es un poco cara…

 

¿Se puede cortar el pelo a todos los perros?

Los peluqueros caninos escuchamos esta pregunta más de una vez:Y la verdad es que la respuesta no es siempre que sí. Hay otras opciones, entre las que está el deslanado.

Algunos propietarios de perretes se quejan de la pérdida excesiva de pelo de sus mascotas, sobre todo en época de muda (primavera y otoño) y creen que cortándoles su manto ese problema desaparecerá. Lo que no saben es que el corte no es la solución.

Antes de nada indicar que hay que asegurarse de que la pérdida de pelo no sea excesiva por algún problema de salud. Léase un dermatitis, alguna carencia nutricional o un parásito de la piel, por ejemplo. A veces, con cambiar el pienso, ya se nota una gran mejoría (pero ese es otro tema). Una vez que el pelo que se cae está dentro de lo «normal», hay que tener claro que la primera norma para minimizar este inconveniente es el cepillado del animal. Sí, sí, también a los de pelo corto.

Está claro que es distinto cepillar a un boxer a cepillar a un bobtail… pero ambos lo necesitan. Es más, los de pelo corto suelen perder más pelo, ya que no tienen más protección que esa fina capa, que debe renovarse con cada cambio de estación.

Perros con doble capa de pelo: hay que aplicar el deslanado

Hay muchas razas de can que presentan doble capa de pelo, una superficial y otra más lanosa y cortita que está pegada a su piel. Esa capa es el subpelo (o de muda), que protege del frío y y del calor al animal. Así, hay perros, como el pastor alemán o el husky, que JAMÁS, deben verse sometidos a un corte de pelo severo, que les dejaría completamente desprotegidos. Es más, si se corta el subpelo, hay mucho riesgo de que el pelo nunca vuelva a salir en buenas condiciones y el animal quede con calvas de por vida. ¿Por qué? Al cortar el subpelo, vuelve a salir con mayor fuerza y «asfixia» su pelaje primario, que no puede salir de nuevo (así a grosso modo :-)).

Entonces, ¿qué se puede hacer con estos animales que tantísimo pelo dejan por casa? Hay que ayudarles a renovar ese pelo secundario (subpelo), con trabajos de deslanado.

Por lo tanto, si tu perro pertenece a este tipo de razas, no dudes en acudir a tu peluquería a pedir un deslanado. El corte radical no es la solución y ningún peluquero profesional debería prestarse a hacerlo.

 

¿Para qué voy a llevar a mi perro a la peluquería con el frío que hace?

Cuando llega el invierno, los perros desaparecen de las peluquería, ¿por qué?

Qué gran pregunta. Pues, aunque parezca mentira, a la peluquería canina no se va solo a cortar, también se va a bañar y a mantener el pelo del perro en buenas condiciones. Así que olvidemos eso de que la

no es necesaria.

Caniche
Caniche

En Con Perros y a lo Loco, dentro del servicio de baño incluimos, además de uñas, oídos y demás, un arreglo. Que qué quiero decir con eso? Que no cortamos, pero sí le damos un repaso a detalles como el corte de la zona perianal y genital, arreglo de las «manitas» y recorte de lagrimales.

Y digo yo que en invierno, el perro necesita un baño igual o más que en verano. Teniendo en cuenta que llueve y que no lleva el pelo corto, lo cierto es que el perro se mancha más, aunque pase más tiempo en casa.

El perrete necesita mantenimiento y baños (la frecuencia depende del tipo de pelo y del tipo de vida del animal), así que no dejemos de cuidar su pelo en invierno, que también lo necesita.

En Con Perros y a lo Loco, peluquería canina en Colmenar Viejo, contamos con esa necesidad y ofrecemos precios especiales para perros que acuden quincenal o mensualmente a la pelu para estar limpios y al día (consúltanos tarifas, en a tienda, por teléfono 919200449 o en Facebook )

 

Jornadas Artero: Siempre en formación

Jornadas de formación continua para peluqueros caninos Artero
Jornadas de formación continua de Artero para peluqueros caninos

La formación continua para los peluqueros caninos es fundamental.

Si alguien cree que la peluquería canina es una profesión estática está muy, pero que muy equivocado. Al igual que otras profesiones relacionadas con la salud, con la higiene, con la belleza de animales o personas, la peluquería canina está en constante evolución y la formación contínua de los peluqueros caninos resulta fundamental.

Lamentablemente, existe la creencia de que un peluquero canino solo baña y “rapa” perros. Nada más lejos de la realidad, ya que los profesionales de esta especialidad van mucho más allá y lo que buscamos es sacar lo mejor del animal, tanto en el plano estético como en el plano higiénico (de salud, al fin y al cabo).

Es por ello, que los peluqueros caninos tenemos la obligación de mantenernos en constante evolución y formación: productos, tendencias, técnicas… Para ello, se organizan cursos de reciclaje y de especialización, además de jornadas lideradas por distintos profesionales.

Jornadas Artero, en marzo de 2018.
Jornadas Artero, en marzo de 2018.

Una de las más prestigiosas es la que organiza Artero, una firma especializada desde hace décadas en cosmética y material para profesionales del mundo de la peluquería canina.

Las últimas, celebradas este mes de marzo en Madrid, fueron un compendio de buen hacer y nuevas tendencias en el sector. Artero puso toda la carne en el asador y realizó un magnífico despliegue. Además contó con la participación de algunos de los mejores profesionales de la peluquería canina del mundo como Fan Yu, Luis Martín del Río, Michael Zhang, Natalia Mankova y Víctor Rosado, entre otros.

Tendencias en caniches, la línea de corte asiática, stripping… y decenas de alardes de profesionalidad del equipo que compartió con todos nosotros sus conocimientos.

Destacar los fabulosos modelos que pasaron por las mesas de trabajo.