¿Se puede cortar el pelo a todos los perros?

Los peluqueros caninos escuchamos esta pregunta más de una vez:Y la verdad es que la respuesta no es siempre que sí. Hay otras opciones, entre las que está el deslanado.

Algunos propietarios de perretes se quejan de la pérdida excesiva de pelo de sus mascotas, sobre todo en época de muda (primavera y otoño) y creen que cortándoles su manto ese problema desaparecerá. Lo que no saben es que el corte no es la solución.

Antes de nada indicar que hay que asegurarse de que la pérdida de pelo no sea excesiva por algún problema de salud. Léase un dermatitis, alguna carencia nutricional o un parásito de la piel, por ejemplo. A veces, con cambiar el pienso, ya se nota una gran mejoría (pero ese es otro tema). Una vez que el pelo que se cae está dentro de lo «normal», hay que tener claro que la primera norma para minimizar este inconveniente es el cepillado del animal. Sí, sí, también a los de pelo corto.

Está claro que es distinto cepillar a un boxer a cepillar a un bobtail… pero ambos lo necesitan. Es más, los de pelo corto suelen perder más pelo, ya que no tienen más protección que esa fina capa, que debe renovarse con cada cambio de estación.

Perros con doble capa de pelo: hay que aplicar el deslanado

Hay muchas razas de can que presentan doble capa de pelo, una superficial y otra más lanosa y cortita que está pegada a su piel. Esa capa es el subpelo (o de muda), que protege del frío y y del calor al animal. Así, hay perros, como el pastor alemán o el husky, que JAMÁS, deben verse sometidos a un corte de pelo severo, que les dejaría completamente desprotegidos. Es más, si se corta el subpelo, hay mucho riesgo de que el pelo nunca vuelva a salir en buenas condiciones y el animal quede con calvas de por vida. ¿Por qué? Al cortar el subpelo, vuelve a salir con mayor fuerza y «asfixia» su pelaje primario, que no puede salir de nuevo (así a grosso modo :-)).

Entonces, ¿qué se puede hacer con estos animales que tantísimo pelo dejan por casa? Hay que ayudarles a renovar ese pelo secundario (subpelo), con trabajos de deslanado.

Por lo tanto, si tu perro pertenece a este tipo de razas, no dudes en acudir a tu peluquería a pedir un deslanado. El corte radical no es la solución y ningún peluquero profesional debería prestarse a hacerlo.